VIII Período Ordinario de Sesiones


El líder histórico nos legó su ejemplo imperecedero,
su irrenunciable optimismo y fe en la victoria

Discurso pronunciado por el General de Ejército Raúl Castro Ruz, Primer Secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba y Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, en la clausura del Octavo Período Ordinario de Sesiones de la Asamblea Nacional del Poder Popular en la VIII Legislatura, en el Palacio de Convenciones, el 27 de diciembre de 2016, “Año 58 de la Revolución”.

(Versiones Taquigráficas-Consejo de Estado)

Compañeras y compañeros:

Los días finales del año, como ya es habitual, se han caracterizado por una intensa actividad.  El pasado sábado efectuamos la reunión del Consejo de Ministros que aprobó presentar a esta Asamblea el Plan de la Economía y el proyecto de Presupuesto para el año 2017, que analizamos en el día de hoy.

A diferencia de sesiones anteriores, no se realizó en esta ocasión la evaluación de la marcha del proceso de actualización del Modelo Económico y Social, teniendo en cuenta que se continúa trabajando en la propuesta de su Conceptualización, así como en las bases del Plan de Desarrollo Económico y Social hasta el año 2030, luego de concluir, por mandato del Séptimo Congreso del Partido, el profundo y democrático debate llevado a cabo con las organizaciones del Partido y la Juventud, representantes de las organizaciones de masas y de amplios sectores de la sociedad.

Esperamos que en el transcurso del primer semestre del próximo año, el Pleno del Comité Central apruebe ambos documentos programáticos.

En la sesión ordinaria de diciembre de 2015 advertí que el desempeño de nuestra economía en el año 2016 enfrentaría limitaciones financieras a causa de la caída en los ingresos de las exportaciones por la disminución de los precios de los principales rubros, así como afectaciones en las relaciones de cooperación con otros  países.

Ya en julio del presente año los hechos confirmaron esas proyecciones, sobre lo cual informé a nuestro pueblo desde este Parlamento.  Ciertamente, las limitaciones en los suministros de combustibles y las tensiones financieras se agravaron en el segundo semestre, conduciendo al decrecimiento del Producto Interno Bruto en un 0,9%.  A pesar de ello se preservaron los servicios sociales gratuitos, como la educación y la salud pública a toda la población.  No se produjo el colapso de nuestra economía ni el regreso de los apagones que padecimos en los momentos más difíciles del período especial, como auguraban no pocos malintencionados medios internacionales de prensa.

Asimismo, en medio de este desfavorable escenario se mantuvo el cumplimiento estricto de las obligaciones contraídas como resultado del reordenamiento de la deuda externa cubana.  Sin embargo, no ha sido posible superar la situación transitoria que atravesamos en los atrasos de los pagos corrientes a los proveedores, con cuyo fin se ejecutaron y realizan un conjunto de gestiones que permitirán aliviar el panorama descrito.

Agradezco, una vez más, a los socios comerciales por su comprensión y confianza hacia Cuba y reitero la voluntad del gobierno de restablecer paulatinamente la normalidad en esta importante esfera y sentar las bases para evitar su repetición en el futuro.

Al referirnos al desempeño de la economía cubana, no se pueden olvidar los efectos negativos que nos genera el bloqueo económico, comercial y financiero de Estados Unidos que, como ustedes conocen, se mantiene en vigor.  Ejemplo de ello es que Cuba sigue sin poder realizar transacciones internacionales en dólares estadounidenses, lo que impide llevar hacia adelante muchos e importantes negocios en perspectiva.

Tampoco deben omitirse los cuantiosos daños que ocasionó el peligroso huracán Matthew que se abatió con inusual virulencia sobre seis municipios del extremo este del país, los días 4 y 5 de octubre del presente año, con un saldo significativo de destrucción de viviendas, centros educacionales y de salud, almacenes, instalaciones industriales y hoteleras, así como severas afectaciones a la infraestructura vial, eléctrica, hidráulica y de telecomunicaciones.

Afortunadamente, gracias a las medidas adoptadas para la protección de la población, no tuvimos que lamentar ninguna pérdida de vida humana, como por desgracia sucedió en los demás Estados ubicados en la ruta de este fenómeno meteorológico, incluyendo varias decenas en el propio territorio de Estados Unidos.   

A la memoria me viene que un huracán mucho más débil que ese, de categoría dos, un día como ese, pero en 1963, hace unos 53 años, el Flora, nos ocasionó más de 1 200 bajas humanas.  De ahí surgieron varias cuestiones, entre ellas todas las presas que tenemos, que antes apenas existían cuatro o cinco presas en el país, y en este último huracán, como ya les dije, no tuvimos ni una sola baja, ni siquiera un herido grave.  Se sigue trabajando y continuaremos. 

Aprovecho la ocasión para agradecer las muestras de solidaridad y el apoyo material que hemos recibido de muchos países y de las organizaciones internacionales del sistema de Naciones Unidas para contribuir a la recuperación de esos territorios.  Mención especial merece la ayuda proporcionada por la hermana República Venezolana  a iniciativa de su presidente, el compañero Nicolás Maduro Moros.

En cuanto al plan y el presupuesto para el 2017 debo alertar que persistirán tensiones financieras y retos que pudieran incluso recrudecerse en determinadas circunstancias; sin embargo, prevemos que la economía cubana retome la senda ascendente y que el Producto Interno Bruto crezca moderadamente en el entorno del 2%.

Con ese propósito deberán cumplirse tres premisas decisivas, que son: garantizar las exportaciones y su cobro oportuno; incrementar la producción nacional que sustituye importaciones; y no menos importante, reducir todo gasto no imprescindible y utilizar racional y eficientemente los recursos disponibles.  Al propio tiempo, en medio de las dificultades, continuaremos ejecutando los programas de inversiones en función del desarrollo sostenible de la economía nacional.

Concedemos gran importancia a la necesidad de dinamizar la inversión extranjera en Cuba, en correspondencia con el Lineamiento No.78 de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución, aprobado en el Séptimo Congreso.

Reconozco que no estamos satisfechos en esta esfera y que han sido frecuentes las dilaciones excesivas del proceso negociador.  Es preciso superar de una vez y por siempre la mentalidad obsoleta llena de prejuicios contra la inversión foránea.

Para avanzar resueltamente en esta dirección debemos despojarnos de falsos temores hacia el capital externo; no vamos ni iremos al capitalismo, eso está totalmente descartado, así lo recoge nuestra Constitución y lo mantendrá, pero no debemos cogerle miedo y ponerle trabas a lo que podemos hacer en el marco de las leyes vigentes.  Ello requiere, en primer lugar, asegurar la preparación y capacitación sistemática de los cuadros y especialistas que negocian, así como profundizar en las deficiencias y errores cometidos en el pasado para nunca más repetirlos.

Como es sabido, esta pequeña isla no produce todo el combustible que necesita, debiendo importar volúmenes considerables, cuyo costo pende como espada de Damocles sobre nuestra economía.   Sin renunciar al incremento de la producción nacional de petróleo,  para lo cual también se necesitan inversiones, debemos acelerar el desarrollo de las Fuentes Renovables de Energía, que actualmente sólo significan un 4,65% de la generación de electricidad.

Condiciones para ello tenemos más que suficientes en las energías solar o fotovoltaica, eólica y la biomasa. Este es uno de los sectores estratégicos donde debemos potenciar decididamente la inversión extranjera.

Precisamente estos dos últimos temas que estoy tocando, fueron temas que también abordamos en la última reunión del Consejo de Ministros hace unos pocos días, y mantener —les decía— la cifra del 24% a la que se aspira, según el Plan hasta el año 2030; pero, realmente, trabajar por superarla para esa fecha.

Pasando a otro asunto. En la mañana de hoy, esta Asamblea acordó continuar trabajando hasta la conclusión de la actual Legislatura en el año 2018, en el experimento que se aplica en las provincias de Artemisa y Mayabeque, en interés de separar la dirección de los consejos de la administración de las asambleas provinciales y municipales del Poder Popular.

El mencionado experimento, que se ejecuta desde hace un quinquenio, coincidiendo con la creación de ambas provincias, ha permitido poner en práctica un conjunto de principios organizativos y de funcionamiento de los órganos de gobierno, permitiendo que las asambleas locales del Poder Popular incrementen la atención a los consejos populares, los delegados de circunscripción y la población en general.

Igualmente, se logró deslindar las funciones estatales de las empresariales en el ámbito local, conformándose a nivel de esas provincias un sistema de empresas para prestar servicios al pueblo. Todo ello ha facilitado reducir de manera sensible las plantillas de funcionarios y cuadros de las estructuras de dirección en provincias y municipios.

No obstante, se pusieron de manifiesto un conjunto de deficiencias que, sin invalidar los conceptos esenciales del experimento, impidieron la consolidación del modelo de gestión puesto en práctica, de modo que su ulterior generalización al resto del país constituya un éxito.

Uno de los principales factores detectados es el elevado nivel de fluctuación de los cuadros en esas instancias, así como el insuficiente completamiento de las plantillas, a consecuencia de subestimar la selección, preparación y control del personal.  A ello se suma la insuficiente atención y supervisión por los organismos y entidades nacionales al proceso de experimentación, retrasándose la implementación de las decisiones adoptadas.

Considero que los errores han sido identificados y que es adecuada la decisión de prorrogar el experimento. Ahora lo que nos corresponde a todos y en especial a la Comisión Permanente para la Implementación y Desarrollo, de conjunto con las estructuras del Partido en las diferentes instancias, es superarlos y avanzar, sin retrocesos, en su culminación en el nuevo plazo concedido.

Realmente se estimó, desde el principio, que era una tarea fácil, y la vida nos está demostrando que no hay tarea fácil en este terreno y que de tareas difíciles están llenos todos los acuerdos para el perfeccionamiento.  Nada es fácil, a todo hay que dedicarle el tiempo que requiere y ninguna de esas tareas puede realizarse exitosamente con superficialidades y mucho menos atendiéndolas de vez en cuando.

Compañeras y compañeros:

En mis palabras el 3 de diciembre, en la Plaza de la Revolución Mayor General Antonio Maceo Grajales, en Santiago de Cuba, anuncié la voluntad del líder histórico de la Revolución Cubana, Fidel Castro Ruz, de que su nombre y su figura nunca fueran utilizados para denominar instituciones, plazas, parques, avenidas, calles u otros sitios públicos, ni erigir en su memoria monumentos, bustos, estatuas y otras formas similares de tributo.

En el día de hoy nuestro Parlamento ha consagrado en Ley la voluntad expresada por el compañero Fidel hasta las últimas horas de vida.    

El líder histórico de la Revolución Cubana nos legó su ejemplo imperecedero, su irrenunciable optimismo y fe en la victoria.

En mi opinión, y de  modo similar a lo manifestado por el compañero Lazo en la apertura de esta sesión, el mejor monumento a sus ideales y obra es hacer realidad cada día los postulados contenidos en su brillante definición del concepto de Revolución, que hizo público el 1ro. de mayo del 2000, y que millones de cubanos suscribimos en el marco de las actividades organizadas para rendirle el merecido homenaje a quien nunca defraudó a su pueblo, y tal como expresó en el premonitorio discurso que pronunció el 8 de Enero de 1959 — al llegar a la capital, en el campamento militar conocido por Columbia, hoy Ciudad Libertad—, hace hoy casi 58 años, cuando la Caravana de la Libertad entró triunfal en La Habana —como a mí me dejó de jefe en la provincia oriental, en Santiago de Cuba, como capital entonces de las hoy cinco provincias orientales, vi este discurso por televisión, ya de noche, los que tienen más edad recordarán cómo fue, muy emotivo, hasta las palomas blancas que se le posaron en los hombros, etcétera, yo no recordaba bien esto que les voy a leer, sí recuerdo cómo empezó:  “La alegría es inmensa, pero queda mucho por hacer todavía… no nos imaginemos que desde ahora todo será más fácil, tal vez desde ahora todo sea más difícil.”

Pero de esta otra que les leeré no la recordaba con esa claridad, y antes de expresarlo aquí busqué la grabación, además de lo que estaba escrito, y está textualmente así. Dice en aquel momento, cito:

“Sé que nunca más en nuestras vidas volveremos a presenciar una muchedumbre semejante” —se está refiriendo al recibimiento aquí en La Habana y en todo el recorrido—, “excepto en otra ocasión —en que estoy seguro de que se van a volver a reunir las muchedumbres—, y es el día en que muramos, porque nosotros, cuando nos tengan que llevar a la tumba, ese día, se volverá a reunir tanta gente como hoy, porque nosotros ¡jamás defraudaremos a nuestro pueblo!” Fin de la cita (Aplausos).

Fidel se marchó invicto, pero su espíritu de lucha permanecerá en la conciencia de todos los revolucionarios cubanos, de hoy, de mañana y de siempre, y así lo demostraremos en la Revista Militar y marcha del pueblo combatiente el próximo 2 de enero, en ocasión del 60 aniversario de la heroica sublevación en Santiago de Cuba y del Desembarco de los expedicionarios del Granma, Día de las Fuerzas Armadas Revolucionarias, en homenaje al Comandante en Jefe de la Revolución Cubana y a nuestra juventud.

Ya solo me resta expresarles que en pocos días, festejaremos un aniversario más del triunfo de la Revolución y el advenimiento del nuevo año. Llegue al querido pueblo de Cuba nuestras calurosas felicitaciones.

Eso es todo (Aplausos).

 

Fidel continuará siendo un ícono en las luchas de nuestro pueblo por preservar nuestra unidad

Intervención de Homero Acosta, secretario del Consejo de Estado, acerca del proyecto de Ley sobre el uso del nombre y la figura del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, en el Octavo Período Ordinario de Sesiones de la Asamblea Nacional del Poder Popular en la VIII Legislatura, en el Palacio de Convenciones, el 27 de diciembre de 2016, “Año 58 de la Revolución”

Raúl Castro Ruz, Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros

Esteban Lazo Hernández, Presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular

Estimados diputados y diputadas

Invitados

El proyecto de Ley que hoy presenta el Consejo de Estado a la consideración de la Asamblea Nacional del Poder Popular, en el ejercicio de la iniciativa legislativa reconocido en el artículo 88 inciso b) de la Constitución de la República, responde a la voluntad del líder histórico de la Revolución Cubana, Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, que como señalara el General de Ejército Raúl Castro Ruz, en el acto político en su homenaje efectuado en la Plaza Mayor General Antonio Maceo Grajales, de Santiago de Cuba, el pasado 3 de diciembre, era su deseo (cito): “que una vez fallecido, su nombre y su figura nunca fueran utilizados para denominar instituciones, plazas, parques, avenidas, calles u otros sitios públicos, ni erigidos en su memoria monumentos, bustos, estatuas y otras formas similares de tributo”.

Fieles a la tradición histórica universal, a lo largo de los años los cubanos hemos reverenciado a nuestros héroes mediante formas de tributo similares a las mencionadas. Muchas de nuestras plazas, calles y sitios rememoran a grandes hombres de la Patria, como justo reconocimiento a sus vidas.

En cada uno de nosotros pudiera estar latente el sentimiento y la convicción de que Fidel merecería, sin lugar a dudas, esas formas tradicionales de homenaje, o incluso superiores, para perpetuar su memoria.

Únicamente el respeto sagrado a su voluntad, expresión de la humildad y modestia que le caracterizaron, y el haber hecho siempre honor a la prédica martiana de que toda la gloria del mundo cabe en un grano de maíz, nos conduce a asumir un texto legal de tal naturaleza.

Debemos recordar como un antecedente que el 20 de marzo de 1959, el Consejo de Ministros, amparado en su facultad constituyente y legislativa, aprobó la Ley No. 174, mediante la cual se estableció la prohibición de monumentos, estatuas y bustos para homenajear a personalidades nacionales no fallecidas.

En este proyecto de ley que hoy sometemos a la consideración del Parlamento se define la prohibición del empleo del nombre de Fidel “para denominar instituciones, plazas, parques, avenidas, calles y otros lugares públicos, así como cualquier tipo de condecoración, reconocimiento o título honorífico”.

Asimismo, queda prohibida la utilización de su figura “para erigir monumentos, bustos, estatuas, tarjas conmemorativas y otras formas similares de homenaje”; igualmente debe entenderse que para situarlos en sitios públicos.

De lo anterior se exceptúa el uso de su nombre para denominar en un futuro alguna institución que se cree, conforme a la ley, para el estudio de su invaluable trayectoria en la historia de la nación.

Dando continuidad al espíritu de su voluntad, se prevé también prohibir “el uso de denominaciones, imágenes o alusiones de cualquier naturaleza referida a la figura del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz para su utilización como marca u otros signos distintivos, nombre de dominio y diseños con fines comerciales o publicitarios”.

En ese ámbito la norma está referida a limitaciones en materia de propiedad industrial, en lo relativo a las marcas, emblemas y lemas comerciales, o rótulos de establecimientos, y evitar el uso de la figura del líder de la Revolución en el tráfico mercantil, o con fines de publicidad comercial.

La norma no limita la producción artística literaria, por lo cual resulta totalmente válido que un artista se inspire en Fidel o utilice su figura para crear una obra en cualquiera de las manifestaciones, ya sea la literatura, la música, la danza, el cine o las artes plásticas y aplicadas.

Tampoco se imponen limitaciones al uso de su iconografía e imágenes acumuladas en su rica trayectoria revolucionaria, en actos públicos, así como se mantendrán como hasta hoy sus fotos en centros de trabajo o de estudio, unidades militares e instituciones.

Fidel continuará siendo un ícono en las luchas de nuestro pueblo por preservar nuestra unidad, nuestra independencia, nuestra soberanía y nuestro socialismo. Seguirá también como fuente de inspiración de todos aquellos que en cualquier parte luchen por un mundo mejor, por un mundo de justicia e igualdad social.

Estimados diputados y diputadas:

Al presentar este proyecto de ley que honra la memoria de nuestro líder histórico, al que nuestro pueblo ha elevado a la inmortalidad, lo hacemos con el espíritu de que su ejemplo, su obra y sus ideales serán eternos como la piedra en que reposan sus cenizas.

Muchas gracias.

La Habana, 27 de diciembre de 2016

 

Nuestro mejor tributo será respetar su voluntad, ser consecuentes y fieles a su legado histórico

(Dictamen aprobado por la Comisión de Asuntos Constitucionales y Jurídicos acerca del proyecto de Ley sobre el uso del nombre y la figura del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, en el Octavo Período Ordinario de Sesiones de la Asamblea Nacional del Poder Popular en la VIII Legislatura, el 27 de diciembre de 2016.)

El proyecto de Ley que se somete a nuestra decisión por el Consejo de Estado en ejercicio de la iniciativa legislativa que le reconoce el inciso b) del artículo 88 de la Constitución de la República, guarda plena concordancia con la Norma Suprema y, como su título refiere, es expresión de la voluntad del líder histórico de la Revolución Cubana, compañero Fidel Castro Ruz.

Esta norma consagra uno de los elementos éticos inherentes a la personalidad de nuestro Comandante en Jefe, su total y permanente identificación con el principio martiano de que toda la gloria del mundo cabe en un grano de maíz y su concepción del juicio de la historia, sobre el que se pronunció: “…carecería de sentido hablar de un juicio futuro de la historia. Pienso así, sinceramente lo pienso. A mí me interesa más el prestigio que pueda tener el país, por su lucha, por su batalla de hoy, no vinculado necesariamente a mi persona.”

Para todos los agradecidos que siempre acompañarán al compañero Fidel, resultarán pocos los homenajes que se le rindan, pero fieles a su deseo y a la memoria martiana que le inspiró y guió, nuestro mejor tributo será respetar su voluntad, ser consecuentes y fieles a su legado histórico, que es la Revolución misma y el concepto magistral que de ella nos dejara y sobre todo salvaguardar la unidad de la nación cubana, de todos los revolucionarios y de una Patria socialista, libre, independiente y soberana.

En este momento, en el que plasmaremos en una Ley su proverbial expresión de modestia, desinterés y humildad, parece oírle decirnos con Martí, su maestro de siempre:

“Pero ¿Ud. no sabe, aunque le parezca de mi parte afirmación muy zancuda, que no hay en mi persona una partícula de egoísmo ni soberbia, ni de pensamiento y cultivo de mí propio, —que es mi almohada la muerte, y Cuba mi único sueño, — y que solo me tengo y uso para allanarle dificultades y para servirla?”.

Con total comprensión de la grandeza humana y ética de nuestro Líder Histórico, el compañero Fidel Castro Ruz, les interesamos aprobar esta Ley, conscientes de que vivirá por siempre en la memoria e historia de este pueblo digno y revolucionario que le honrará, de que la Patria vivirá siempre agradecida de su obra y cuando se muere en manos de la Patria agradecida, la muerte acaba y comienza al fin con el morir la vida.

Comisión de Asuntos Constitucionales y Jurídicos

26 de diciembre de 2016.

 

Fidel, el autor de la unidad nacional

(Palabras del diputado Eusebio Leal en la discusión del proyecto de Ley sobre el uso del nombre y la figura del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, en el asa,nlea Nacional el 27 de diciembre de 2016.)

Querido General Presidente Raúl Castro Ruz;

Querido compañero Esteban Lazo;

Queridas diputadas y diputados:

No crean que resulta fácil en una sesión como esta y ante un Dictamen de Ley y una Ley como la que vamos a analizar y que —como dice el Presidente don Esteban— hemos leído, estudiado y analizado, emitir otro juicio, porque no estamos ante el análisis de unas palabras cualquieras, estamos ante la voluntad póstuma de una de las grandes figuras de la historia, y, ante esa voluntad expresada de manera contundente a su amado hermano y a sus familiares y que quedan como un legado ante el mundo de lo que es el retrato y el perfil de un revolucionario verdadero, no tenemos otra alternativa que suscribirla con la convicción profunda de eso, de que ese es su pensamiento y su legado.

Tenía confianza absoluta en el triunfo de las ideas y creyó que ellas eran el mejor legado. Tenía una convicción profunda en la unidad y en el concepto magistralmente expresado en el momento quizás más maduro de su pensamiento político estaban, detrás de ese concepto, las experiencias que hicieron de él, de Fidel, el autor de la unidad nacional: no podemos olvidarlo.

Cuando él miraba al pasado, miraba al sacrificio de los precursores que no lograron alcanzar jamás la victoria porque no alcanzaron la unidad. Pensaba en los que solitariamente se levantaron y perecieron sin alcanzarlo.

Pensaba en aquel dramático 27 de febrero de 1874 en que víctima de la desunión, y quizás de la traición, fue sacrificado el Padre de la Patria.

Pensaba en Mariana, muerta en el exilio, madre también de una nación.

Pensaba en la obra inconclusa de los que se atrevieron a luchar en 1868, que pusieron en jaque al colonialismo, pero al final quebrantados por la desunión y por el combate fiero, largamente sostenido, sucumbieron al empeño.

Pensaba que no pudo realizarse tampoco en 1878, en 1879 ni en 1884 por idénticas razones, y que en 1895 con una guerra victoriosamente librada se frustraba todo al final, no ya por esa desunión, sino por algo mucho más grave y terrible: la sentencia anticipada por Martí en palabras breves, “impedir a tiempo”; no se pudo impedir a tiempo y se perdió.

Pensaba en los revolucionarios de los años treinta, en los precursores de las ideas políticas, en los precursores más avanzados. Pensaba en Mella: “Muero por la Revolución”, mas lejos de la patria.

Todo esto le inquietó profundamente y le llevó a concebir un proyecto político, que tuvo la virtud de alcanzar por única vez una victoria en este continente de un pequeño puñado de hombres y por primera vez en el mundo de un pequeño puñado de hombres contra un ejército al que batió, golpeó y liquidó.

Pensó en que antes y después en el poder había que galvanizar la Revolución en un partido, que representara la unidad de un pueblo, de una nación; lo que Martí definió como el alma invisible de Cuba.

Después de haber logrado tan magnos objetivos y haber vivido largamente como ningún otro revolucionario que yo recuerde; después de haber visto desde el poder político de las clases más revolucionarias la consolidación de esa Revolución, su sobrevivencia a un asedio heroico y terrible; después de haber vivido todo eso y considerarse invicto, creyó que no era posible vivir más, y simple y sencillamente se fue.

Ahora nos queda un gran desafío: No podemos convertir en consigna, ni vaciar en bronce, ni en mármoles, ni en palabras huecas, ni en alharaca, ni en algarabía, ni en jolgorio su pensamiento.

Durante nueve días el pueblo guardó un luto espontáneo, el que ordenó la nación fue solo el marco. El pueblo en masa fue por toda Cuba repitiendo su victoria, y debo decir que con su muerte atravesó en el camino del adversario, y en el de nuestras propias flaquezas, un enemigo terrible, como lo fue en vida lo será más allá de ella. Fue, además, un último y gran servicio a la unidad de la nación cubana.

Debo decir que desde el alba hasta el poniente se hizo una salva de cañón, manteniendo en vilo a la opinión pública.

Debo aclarar que solamente ocurrió una vez en la historia de Cuba, cuando murió Máximo Gómez y se ordenó tal duelo para que se supiera que caía uno de los últimos grandes libertadores y si no el último del continente americano.

En la tumba de Máximo Gómez no se escribió ningún nombre expresamente, porque se dijo que todo cubano que llegase frente a aquella piedra granítica debía saber que aquel perfil pertenecía a un libertador. Exactamente igual, en la piedra de Oriente, está un solo nombre: Fidel, que quiere decir fiel.

Cuando se evoca que en el glorioso cementerio de Santa Ifigenia están enterrados los padres y precursores de la Patria, falta uno, Antonio Maceo está enterrado en La Habana, porque quiso el destino y la providencia que para marcar el destino de la unidad nacional, Martí cayera en Oriente y Maceo en La Habana, y ese equilibrio marca nuestra vocación y nuestro deber.

Yo pido a los diputados que no nos agotemos de ninguna manera en poner punto y coma en esto que está escrito. Cumplamos la voluntad de un vivo, no de un muerto: No me rindan culto de palabra, ríndanme culto de obras: que se levante la producción, que se levante el campo, que se levante el trabajo, que nos avergüence el robo; que se sienta orgullo en nacer en esta República, que no emigren, que permanezcan, que trabajen, que se unan, y entonces estoy seguro que —como dice la canción— ese caballo blanco que ahora va descabalgado permanecerá eternamente y sobre él irá invisible pero cierta su figura.

Muchas gracias (Aplausos prolongados).

 

Está y estará, no en monumentos, pero sí en el corazón y en el actuar de todos

Intervención de Jennifer Bello Martínez

(Versiones Taquigráficas-Consejo de Estado)

Querido Raúl;

Querido Esteban Lazo:

Después de escuchar a Eusebio, es casi al unísono apoyar la poesía de sus palabras, que también creo que es el sentir de todos los cubanos y cubanas. Sin embargo, permítanme, como joven cubana, de la misma estirpe de los jóvenes que en esos días de luto también hicieron recordar, hicieron sentir la obra de nuestro invicto líder histórico Fidel Castro Ruz.

Hace exactamente un mes y un día el pueblo de Cuba recibió un fuerte golpe, el que nunca imaginábamos o pensábamos que tendríamos, aunque fuese una cuestión natural de la vida. La pérdida física de nuestro Fidel ha ocasionado el mismo dolor de cuando perdemos a un padre, a un abuelo, a un hermano, a un amigo entrañable, sin embargo, nadie, ningún niño, ningún joven, ningún cubano ni cubana lo hemos sentido ausente.

Ahora disponemos de un instrumento legal que ampara y respeta su voluntad, la misma voluntad que predicó con su actuar diario, modestia, humildad, desinterés y altruismo. Somos las cubanas y cubanos quienes también respetaremos esa voluntad, y este Parlamento apoya y ampara el Proyecto de Ley que hoy se nos presenta. Nuestro mayor homenaje no ha de ser el monumento o inmortalizar su nombre en todo lo que creamos o edifiquemos, nuestro mayor homenaje tiene que ser el de ser fieles y leales seguidores a su legado; mantener viva su obra es mantener viva por siempre la obra de la Revolución. Encontrar en su pensamiento la utilidad máxima para perfeccionar lo que tengamos que perfeccionar, para continuar en la construcción de nuestra sociedad socialista próspera y sostenible y la defensa de nuestra cultura, nuestra identidad, nuestras tradiciones y nuestra soberanía.

“Yo soy Fidel”, esa frase ha sido escuchada en las plazas, ha sido escuchada en toda la isla, se ha visto en los rostros de los niños, estudiantes y jóvenes; pero al decir “Yo soy Fidel” tenemos que meditar, hacer un examen de la conciencia, de la conducta, de la moral; al decir “Yo soy Fidel” tendremos que predicar con modestia, cumplir cada tarea, ser honestos, no bajar la guardia, firmes por difíciles y complejos que sean los tiempos, ser perennes inconformes con nuestro trabajo, ser buenos estudiantes, aportar al país, ser consecuentes con nuestra historia, querer y cuidar a la patria, querer y cuidar a la Revolución, ese será, sin dudas, el mejor homenaje.

Como dijimos en Santiago, Fidel está y estará, no en monumentos, no en plazas o parques, pero sí en el corazón y en el actuar de todos los cubanos y cubanas (Aplausos).

 

Todo lo que hizo fue entregarse a su pueblo

Intervención de Miguel Barnet

(Versiones Taquigráficas-Consejo de Estado)

Querido compañero General de Ejército Raúl Castro;

Querido compañero Esteban Lazo, presidente de la Asamblea:

Esta no es una ley que apoyamos formalmente. Yo siento que este es un abrazo que le estamos dando a Fidel sintiendo palpitar su corazón y el nuestro y respetando su generosa voluntad.

Con toda convicción ratifico las brillantes y emotivas palabras de Eusebio, y estoy seguro de que es el sentimiento también de los escritores y artistas cubanos.

En efecto, nuestro Comandante en Jefe no pudo actuar de manera más consecuente con sus principios martianos que con esta, su última voluntad. No es solo un acto de extrema y profunda modestia, sino de una lucidez extraordinaria. Todo lo que hizo fue entregarse a su pueblo con el humanismo que ha caracterizado esta Revolución y del que él fue su más alto ejemplo. No esperábamos otra conducta que esa, que no es sino un mentís a quienes alguna vez atribuyeron a nuestro líder y a la Revolución Cubana un culto a la personalidad.

Una vez más, y en sus últimos momentos, Fidel mostró que fue, es y será siempre un hombre generoso, un luchador invencible, un iluminado.

Por eso no lo vamos a convertir en piedra o en bronce. No lo vamos a olvidar nunca. No olvidaremos a aquel que en el momento más duro, terrible de nuestro período especial dijo en un congreso de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba: “La cultura es lo primero que hay que salvar.” Salvémoslo a él para siempre, para el futuro.

Gracias (Aplausos).

 

Nuestro líder histórico en su deseo fue consecuente con el propio concepto de Revolución

Intervención de Ena Elsa Velázquez

(Versiones Taquigráficas-Consejo de Estado)

General de Ejército;

Presidente;

Diputados y diputadas:

Coincido con Eusebio en que no resulta fácil este momento, pero he solicitado la palabra para apoyar la Ley que se presenta, porque es la voluntad de nuestro querido Fidel y tenemos el sagrado deber de respetarla y hacerla cumplir.

Nuestro Líder Histórico en su deseo, expresado en la Ley, fue consecuente con el propio concepto de Revolución, donde habla de modestia, desinterés, altruismo, valores arraigados en su modo de decir y de hacer.

Mientras se presentaba la Ley, pensaba: podemos ponerle su nombre a una institución educativa, se puede erigir un monumento, colocar una tarja en un lugar público; pero nunca podremos ponerle su nombre a todas las escuelas, ni erigir monumentos ni tarjas en cada espacio donde está presente Fidel, porque sería hacerlo en toda Cuba y en el mundo. Lo que sí podemos hacer es que esté vivo en cada niño, adolescente, joven, educador con el trabajo permanente que se desarrolla en nuestras instituciones educativas y en cada hogar cubano.

Sabemos que existe una generación de más de 1,2 millones de niños, adolescentes y jóvenes que iniciaron su vida escolar en el año 2006, que no vivieron el activismo y presencia física de Fidel en cada rincón de nuestro país, como nos tenía acostumbrados; sin embargo, disfrutan y son el resultado de su legado, de su obra y de la vigencia del Programa del Moncada, en el que la educación es un derecho de todos. Es por ello que el Ministerio de Educación, que agrupa a más de 1 700 000 alumnos en 10 649 instituciones, 70 000 aulas, atendidos por más de 260 000 docentes y directivos, tiene el compromiso de reforzar el conocimiento de la vida y obra de Fidel, que es la Revolución; el estudio de la Revolución en el poder, que es la obra de Fidel. De esta manera podemos garantizar que cada escuela, cada aula se erija en el mayor y en el mejor monumento a nuestro líder histórico. Monumento que será inquebrantable porque será el verdadero monumento levantado desde las ideas, los valores, las convicciones, los modos de actuación, los sentimientos, los aprendizajes, que materialice el concepto de Revolución e interprete y haga realidad la frase “Yo soy Fidel”, repetida una y otra vez por nuestros alumnos y por nuestro pueblo en general. De esta manera estaríamos garantizando la continuidad de nuestra Revolución.

Por tanto, apruebo la Ley que se presenta (Aplausos).

 

Para todos nosotros Fidel vive y lo seguirá haciendo

(Intervención de Irma Shelton en la Asamblea Nacional en la discusión del proyecto de Ley sobre el nombre y la figura del Comandante en Jefe Fidel Castro, en 27 de diciembre de 2016)

Compañero Raúl;

Compañero Presidente de la Asamblea Nacional;

Diputadas, diputados:

Qué difícil es hablar ante todos ustedes y después de que lo hayan hecho compañeros tan valiosos. Qué difícil es hablar después de Eusebio.

Todos los que estamos en esta sala plenario conocimos de alguna manera al Comandante en Jefe, unos más que otros; unos más de cerca, otros más de lejos; pero lo vimos, lo escuchamos hablar, lo vimos hacer, lo vimos sufrir junto a nuestro pueblo, lo vimos amar, lo vimos triunfar.

Para todos nosotros Fidel vive y lo seguirá haciendo hasta el fin de nuestras vidas. Pero, ¿y las nuevas generaciones de cubanos y cubanas? ¿Qué será de los niños de hoy que vieron con asombro a un pueblo despidiendo a su líder? ¿Qué será de los hijos de nuestros hijos mañana, cuando se hable de Fidel? Urge, en mi consideración, la creación de un centro que compile sus imágenes, sus fotografías, sus documentos, sus reflexiones. De él nos queda todo lo que nos rodea, porque dondequiera que uno mira, en Cuba está presente la obra de Fidel; pero cuando visita otras tierras del mundo, allí también está él, está en la presencia del médico cubano, del maestro, del técnico internacionalista. Crear un centro para las presentes y futuras generaciones, que sea fiel a su legado, su obra y su ejemplo, es mi propuesta. Amén de que en cada uno de nosotros Fidel está vivo. Amén de que en un monolito en Santiago de Cuba, la tierra que lo guarda para la eternidad, las presentes y futuras generaciones puedan llevarle flores. Es muy difícil ante su propia voluntad, pero es la propuesta que hago.

Gracias.

 

«Honor, patria y dignidad», simbolizan el legado del Comandante

Intervención de Yoerky Sánchez Cuellar

(Versiones Taquigráficas – Consejo de Estado)

Querido Raúl;

Estimado presidente de la Asamblea Nacional, Esteban Lazo;

Diputadas y diputados:

En esta misma sala, durante la clausura de un período ordinario de sesiones de nuestro Parlamento, el 27 de diciembre de 1991, hace hoy exactamente 25 años, el Comandante en Jefe expresó: “La muerte nos espera a todos de todas las formas, es una ley natural, y ojalá todos muramos de muerte natural; no queremos que se adelante ni un segundo la hora de la muerte de nadie, pero tampoco querríamos jamás que se aumente ni un segundo la vida sin honor, sin patria, sin dignidad.”

Esas tres palabras dichas un día como hoy, hace 25 años, ante los diputados al Parlamento: “honor, patria y dignidad”, simbolizan el legado de Fidel y nutren el concepto de Revolución que los cubanos reafirmamos en sentido juramento, pues el valor de la existencia encuentra su más elevado asidero en la inmortalidad de las ideas.

La Ley que se nos presenta no solo es coherente con la voluntad sagrada de nuestro histórico líder. Así actuó siempre, con una modestia infinita, convencido de que se ha de hacer el bien porque sí, naturalmente, sin tener que llamar al mundo para vernos pasar.

No por casualidad una de sus frases predilectas es aquella que proclama que “Toda la gloria del mundo cabe en un grano de maíz”.

Preciso es conocer su pensamiento para comprender por qué desde los primeros instantes del triunfo rebelde, frente a la espontánea iniciativa de algunos, prohibió que se le erigieran bustos a su figura.

Es el mismo Fidel que, con méritos sobrados para ello, nunca aceptó la condición de Héroe de la República de Cuba, y hasta cuentan que un día cuando le consultaron si uno de sus libros podía tener su foto en la portada, se negó rotundamente y en su lugar propuso publicar los trazos de un mapa guerrillero.

No hay entonces contradicción alguna entre el espíritu y la letra de esta Ley y lo que en vida el Comandante en Jefe propugnó y selló con sus propios actos.

El mayor monumento a su memoria no será un pedestal en una plaza, no será una fábrica o una escuela con su nombre. “Las grandes personalidades —escribió Martí—, luego que desaparecen de la vida, se van acentuando y condensando, y cuando se convoca a los escultores para alzarles estatua, se ve que no es ya esto tan preciso, porque como que se han petrificado en el aire por la virtud de su mérito, y las ve todo el mundo.” Son, al decir del Apóstol, como cimientos en que se afincan los pueblos.

Por todo ello, considero, al ratificar esta Ley, que el más grande monumento a Fidel y el más sublime homenaje a su figura será continuar la obra que él nos entregó y no fallarle jamás.

Deseo concluir con los versos que escribí en la noche del 25 de noviembre al conocer la noticia:

Prefiero pensar, Fidel,
Que sigues tu largo viaje
Con el verde olivo traje
Como el mismo día aquel
Que con una tropa fiel
Desafiando la corriente
Impulsaste el Granma al frente.

Y al escuchar a Raúl, sé que en otro mar azul navegas eternamente.

Muchas gracias (Aplausos).

 

Aquí ya hay un monumento a Fidel, hay una Revolución

Intervención de Ania M. Aparicio Albelo

(Versiones Taquigráficas – Consejo de Estado)

Compañero Raúl Castro Ruz, Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros;

Compañero Esteban Lazo Hernández, Presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular;

Compañeros y compañeras;

Diputados y diputadas:

Más que nunca he sentido la necesidad de expresar mis sentimientos y emitir mis criterios, una vez que me ha sido presentada la Ley que se propone aprobar sobre el uso del nombre y la figura del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz.

Como profesional del Derecho, día tras día soy protagonista de los actos jurídicos que se practican por las personas naturales para, antes de su fallecimiento y prevaleciendo la buena fe, dejar testada su voluntad para que se haga valer una vez que se produzca su deceso, lo cual se convierte en mandato y, en consecuencia, se hace realidad a partir de que se insta por los destinatarios del mismo hacer valer la voluntad del causante.

Hoy, luego del doloroso suceso que a todos nos conmovió, se nos presenta una propuesta de ley con un alcance mucho mayor que el de un simple acto jurídico a los que hacía referencia, con un impacto en toda una nación y un pueblo, que una vez más lo asumiremos con la dignidad y el respeto que merece quien dispuso fuera su voluntad, la de nuestro Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz.

Y ante el hecho en sí viene a mi mente la letra de una canción que durante los días de tributo muchos tarareamos, pero que con la propuesta de ley que se nos presenta, pienso que su significado se convierta en el mandato que debemos cumplir con su aprobación, y si me permiten, cito una de sus líneas: “A los héroes se les recuerda en los brazos, se les recuerda en la tierra, y eso me hace pensar que no han muerto al final, y que viven allí donde haya un hombre presto a luchar y a continuar.”

Aquí ya hay un monumento a Fidel, hay una Revolución, hay un pueblo que continuará luchando por mantener la obra que él creó.

Muchas gracias (Aplausos).

 

La realidad exige de nosotros voluntad, decisión, organización, disciplina

(Intervención de Ricardo Cabrisas Ruiz, vicepresidente del Consejo de Ministros y ministro de Economía y Planificación, el 27 de diciembre de 2016 en la Asamblea Nacional el Poder Popular.)

En el discurso del General de Ejército Raúl Castro Ruz, ante este Plenario de la Asamblea Nacional del Poder Popular el pasado 8 de julio, explicó claramente sobre el comportamiento de nuestra economía en el primer semestre del presente año, las limitaciones financieras existentes motivadas por el incumplimiento de los ingresos por exportaciones, las dificultades que afrontan algunos de nuestros principales socios comerciales debido a la caída de los precios del petróleo y la contracción en los suministros de combustibles procedentes del exterior.

Además, se mantiene la persistencia e inmovilidad de las medidas del bloqueo económico-comercial y financiero por parte de Estados Unidos, fortalecido en los últimos años por cuantiosas multas impuestas a bancos internacionales que realizan transacciones con nuestro país, a pesar de los anuncios del Presidente Obama.

En la sesión del Consejo de Ministros del pasado 25 de junio, se adoptó un conjunto de medidas dirigidas a garantizar las actividades principales que aseguran la vitalidad de la economía, minimizando las afectaciones a la población, preservando los servicios sociales y elevando paulatinamente su calidad.

Sin embargo, en la evaluación del desempeño estimado de la economía del año 2016 y las perspectivas para el año 2017, se ratifica la tensa situación existente con la disponibilidad de divisas, el incumplimiento de los ingresos previstos en el Plan por exportaciones y fuertes limitaciones en el suministro de combustibles, que nos sitúa en un escenario que no podrá revertirse en el corto plazo, caracterizado por fuertes restricciones que obliga a un profundo análisis y atención priorizada a los asuntos de la economía nacional.

Se han tomado en consideración las indicaciones impartidas por el General de Ejército a lo largo de sus intervenciones en los Consejos de Ministros, sesiones de la Asamblea Nacional y otras tribunas, en cuanto a que debemos ajustarnos a las capacidades reales que dispongamos y no gastar más de lo que seamos capaces de ingresar. El cumplimiento de estas indicaciones resulta más imprescindible que nunca.

En la Propuesta de Plan se proponen los mayores crecimientos en los sectores de la industria azucarera y en hoteles y restaurantes, que superan el 30 y el 8%, respectivamente. También se prevén crecimientos, entre el 2 y 5%, en transporte, almacenamiento y comunicaciones; suministro de electricidad, gas y agua; en la construcción; la agricultura, ganadería y silvicultura; comercio, reparación de efectos personales; la pesca; y en la industria manufacturera sin incluir la industria azucarera.

Disminuye el sector de explotación de minas y canteras (5,2%) como se explica más adelante.

Se mantienen los servicios sociales en niveles similares a los años anteriores y las otras actividades se incrementan en un 2,7%. Se prevé un crecimiento del Producto Interno Bruto en el entorno del 2%, contra un decrecimiento del 0,9% en el año 2016.

En cuanto a la disponibilidad de recursos financieros, se ratifica la tensa situación en el balance de divisas, en tal sentido, consideramos que deberán cumplirse tres objetivos permanentes y decisivos, que son:

  1. Garantizar las exportaciones, los cobros consignados en el Plan y trabajar de inmediato en crear las condiciones para incrementarlas en los años sucesivos.
  2. Identificar en la producción nacional la posibilidad real existente para sustituir importaciones en cualquier magnitud.
  3. Reducir al mínimo posible los gastos no imprescindibles; usar racional y eficientemente los recursos que se entregan.

Paralelamente se realizan diversas acciones que de confirmarse positivamente, podrían contribuir a reducir las tensiones existentes.

Somos de la opinión que tendremos una solución definitiva a estos ya tradicionales déficits en nuestros planes, solo si producimos más mercancías y servicios, tanto para el mercado nacional como para el externo y reducimos los gastos en todo lo que sea posible.

Respecto a la sustitución de importaciones, donde más allá de las producciones nacionales de grandes volúmenes agrícolas, tendremos que elaborar un programa bien diseñado que contribuya, por ejemplo, a la fabricación de piezas de repuesto y otras producciones industriales que hoy dependen de la importación y suman cifras no despreciables; por lo que la industria nacional, incluida la militar, debe prepararse adecuadamente para desarrollar esta misión.

En los portadores energéticos, el Plan permite respaldar niveles similares al estimado 2016, con un crecimiento del consumo productivo del 6,9%.

Sin embargo, el Plan de Producción Nacional para el año 2017, se proyecta en 3 millones 538 mil 200 toneladas de petróleo y gas equivalente, decrecería un 4,3% con respecto al estimado 2016.

Esta realidad incide de manera directa en los niveles de importación de combustibles, por lo que necesariamente tenemos que hacer un alto y analizar con profundidad esa tendencia presente en los últimos años en la producción nacional y examinar qué medidas debemos proponer al Gobierno que incluyan iniciativas más audaces para impulsar el programa existente.

Es decisiva la exigencia que debemos prestar al uso eficiente de los portadores energéticos, evitando el desvío y el robo que lamentablemente están presentes y se ratifica en las estadísticas y controles que se realizan periódicamente, donde se informan municipios que no reportan ventas de combustibles o en cantidades ínfimas en sus servicentros.

Se le prestará especial atención al estricto cumplimiento de los índices de consumo durante el proceso de ejecución del Plan, ya que se considera que aún existen importantes reservas de eficiencia por explotar.

La generación de energía eléctrica crece un 4,2% respecto al estimado 2016 y la participación del consumo total de energía eléctrica en el sector residencial, es del 58,8%, con un crecimiento respecto al estimado 2016 del 4,5%. Se mantienen los mismos niveles de Gas Licuado del Petróleo y kerosene del estimado 2016 para la cocción de alimentos.

En la sustitución de importaciones, papel determinante y priorizado corresponde al desarrollo de las Fuentes Renovables de Energía (FRE), más aún en la coyuntura actual y perspectiva respecto a los precios del petróleo y sus derivados, programa que además cuenta con la política aprobada en proceso de instrumentación y con indicaciones precisas de acelerar este proyecto para alcanzar el objetivo de que la matriz energética del país se nutra de las FRE, en no menos de un 24% antes del año 2030.

En el Plan 2017 se logra un incremento de la generación eléctrica de solo hasta un 4,65% por la vía de las FRE, en lo fundamental por la biomasa cañera e incremento de la fotovoltaica, que compara con el estimado de 3,62% que se alcanza en el año 2016.

Por la importancia de este programa es imprescindible acelerar la estrategia y táctica de negociación para lograr el máximo aprovechamiento de las capacidades de financiamiento y de inversión que hoy socios interesados nos ofrecen.

En cuanto a los alimentos se proyecta importar mil 750 millones 200 mil dólares, 82 millones más que el estimado 2016 y se respaldan las demandas de productos con destino a la población; las materias primas para la industria alimentaria y la producción de alimento animal. Las importaciones totales en físico son similares al estimado del presente año.

Las coberturas de inventarios de los productos fundamentales superan los 30 días y se aseguran desde inicios del año.

La producción agrícola está reaccionando positivamente, aunque con incrementos todavía discretos, pero frente a una industria alimentaria con limitaciones para dar respuesta adecuada a tales incrementos. El principio de que la industria debe estimular a la producción agrícola no se cumple, lo que incide además en el nivel de importaciones que debe realizar el país. Por tal motivo debemos proponer un programa acelerado, aunque a mediano plazo, que permita recuperar esta industria y ponerla en capacidad de dar respuesta, tanto a la demanda nacional como al aumento de visitantes.

En dicho programa deberá quedar inscrita la solución —de acuerdo con las posibilidades de la economía cubana— del reordenamiento de deudas y el tema de los dividendos acumulados.

El sector del transporte resulta estratégico para el desarrollo económico y social del país, en cualquiera de sus ramas, marítima, aérea, automotor o ferroviaria.

Es cierto y comparto la preocupación en cuanto a que no podemos continuar ejecutando obras de infraestructura con financiamientos de corto y mediano plazos, pero ello no puede llevarnos a la paralización y continuo deterioro de una actividad que resulta vital para la economía.

Por tales razones, y sin renunciar a obtener los óptimos términos y condiciones para recuperar este sector y lograr que desempeñe su papel en el Plan de Desarrollo Económico y Social del país, consideramos que dentro del programa en revisión debemos establecer las prioridades que nos permitan incrementar la eficiencia del transporte por su papel esencial en la economía y con ello dar cumplimiento a los objetivos que el país se ha trazado.

El programa de la vivienda, comprende la terminación de 9 mil 700 viviendas y el inicio y desarrollo de 4 mil 890, cifra similar al estimado 2016, priorizando las afectaciones del huracán Matthew en Guantánamo y de huracanes anteriores en Pinar del Río y el programa de la capital y Santiago de Cuba.

En el Proyecto de Plan 2017, la inversión extranjera continúa siendo muy baja en su participación respecto a la inversión total, representando solo el 6,5% del Plan.

Por tanto, no se logra que la inversión extranjera desempeñe un papel fundamental en el desarrollo económico del país, según el Lineamiento No. 78, aprobado en el Séptimo Congreso del Partido Comunista de Cuba.

La situación nos exige a todos dinamizar este aspecto por lo que en lo concerniente al Ministerio de Economía y Planificación, he solicitado que en coordinación con los OACE, se elabore una relación de Proyectos de Inversiones para el Desarrollo, que garantice el éxito del Plan de Desarrollo Económico y Social hasta el año 2030, teniendo en cuenta los sectores estratégicos definidos, a fin de evitar la dispersión de las capacidades de financiamiento ya disponibles o que se nos ofrecen, de manera de concentrar el esfuerzo negociador en aquellos proyectos de sectores estratégicos y priorizados en los cuales debemos empeñarnos.

La propuesta de Plan 2017 en lo que a inversiones se refiere considera los principios siguientes:

  1. Respaldar los programas e inversiones priorizadas, entre las que se encuentran:
  2. a) Programa de Desarrollo del turismo de La Habana, Varadero, Cayería Norte y Holguín (Ramón de Antilla). Infraestructuras de la Zona Especial de Desarrollo Mariel.
  3. b) Mantenimiento y recuperación de almacenamiento de combustibles.
  4. c) Viviendas (incluido el Sistema FORSA) y viales afectados por el huracán Matthew. Garantizar la transitabilidad por el vial Moa-Baracoa.
  5. d) Base Logística para la región oriental en el municipio San Luis, Santiago de Cuba.
  6. e) Iniciar la recuperación de la Unidad No. 1 de la Central Termoeléctrica Lidio Ramón Pérez (FELTON).
  7. f) Programa de Fuentes Renovables de Energía (FRE).
  8. g) Programa de Desarrollo del Trasvase Este-Oeste.
  9. h) Programa para la recuperación de las capacidades de frigoríficos y congelación.
  10. i) Producción de bioplaguicidas y bioestimulantes.
  11. Crece la participación de los créditos externos a mediano y largo plazos, estos últimos con garantía de ponerse operativos y ejecución física en el año 2017.
  12. La capacidad constructiva y los materiales del balance respaldan los niveles de inversiones planificados, incluidos los usuarios de la Zona Especial de Desarrollo Mariel.
  13. Se aseguran niveles similares al Plan 2016 en la producción de materiales de construcción con destino a la circulación mercantil minorista. En el caso específico del cemento, acero y madera, los incumplimientos en las extracciones de los diferentes destinos del balance serán reorientados al MINCIN para su comercialización minorista.
  14. Se aseguran las medidas de incrementos aprobadas en los sistemas salariales a los constructores vinculados a las obras del turismo y la Zona Especial de Desarrollo Mariel.

En el balance de agua, al cierre del período húmedo, la situación de la disponibilidad de agua por el efecto de la sequía continúa agravándose, de una demanda de 8 mil 643 millones de metros cúbicos, se prevé asignar 7 mil 846 MMm3.

Las principales afectaciones se concentran en: arroz (450 MMm3); caña de azúcar (141 MMm3); acueductos (85 MMm3) y otros cultivos (57 MMm3). Las provincias más afectadas en el abasto de agua a la población son: Santiago de Cuba, Ciego de Ávila, Las Tunas y Granma.

En cuanto al balance de carga y tráfico, la capacidad del país asegura la transportación para los niveles de actividad previstos.

A su vez el balance de la transportación de pasajeros asegura los siguientes objetivos:

  1. Crecimiento del 3% respecto al estimado del 2016, alcanzando mil 936 millones de pasajeros totales.
  2. Servicios fundamentales de la Empresa de Ómnibus Nacionales, la Empresa de Transportación de Trabaja-dores y la Empresa de Transporte Escolar.
  3. Principales servicios de la Empresa Cuba Taxis.
  4. Transportación al Plan Turquino, sistema de taxis arrendados (Taxis Cuba) y las cooperativas.
  5. Combustibles para los ómnibus Diana que se fabriquen en el 2017, el cual se entregará en la medida en que estos se asignen a las provincias y en algunos casos se corresponde con reposiciones.
  6. Debe estudiarse la capacidad de producción actual de bicicletas, incluida la producción de piezas de repuesto. Asegurar la importación de un nivel adecuado de neumáticos para su venta a la población.

En cuanto al equilibrio monetario financiero en el segmento de la población, el Plan 2017 prevé incrementos en los niveles de ingresos de la población y en la capacidad de absorción del Estado, que permitan mantener el indicador de equilibrio en el rango adecuado.

Para lograr lo anterior es imprescindible evitar pagos sin respaldos productivos reales, tanto por concepto de salarios como de pagos al sector no estatal, lograr una adecuada relación entre estos y la disponibilidad de bienes y servicios destinados al fondo de consumo pagado y mantener una adecuada coherencia entre los indicadores utilizados para medir los resultados a niveles micro y macro económicos, en especial, el valor agregado bruto. Lo anterior nos indica la necesidad de solucionar estos problemas, para evitar que el indicador de equilibrio monetario durante 2017 alcance valores superiores a los establecidos.

La circulación mercantil minorista total del país (CUP+CUC) proyecta un crecimiento del 3,3% con relación al estimado 2016, sustentado básicamente en la actividad de gestión no estatal, que incrementa un 13,6%.

En el sistema de comercio del MINCIN, con un volumen de ventas de 26 mil 733 millones de pesos, se proyecta igual valor que el estimado 2016, a partir de materializar como fuente del Plan 2017, las reservas de inventarios identificadas y suministros de productos alimenticios similares al 2016.

En cuanto a la circulación mercantil mayorista, las ventas en las empresas comercializadoras seleccionadas, muestran un crecimiento con respecto al estimado 2016 del 6,4%, fundamentalmente en la comercialización del Grupo Empresarial de Logística del MINAG (GELMA).

Sobre los inventarios al cierre del mes de octubre, la Oficina Nacional de Estadística e Información reporta un nivel de inventarios que supera los 23 mil 400 millones de pesos, lo que significa un incremento de más de 5 mil millones de pesos que en igual período que el 2015, mostrando una tendencia creciente durante todo el año.

Este crecimiento, según informa la ONEI, se concentra fundamentalmente en mercancías para la venta que representa más del 29% del total de inventarios y materias primas y materiales, con una participación superior al 19%; existen otras partidas como partes y piezas de repuesto, producción terminada y producción en proceso con gran participación en los valores totales, aspecto en lo que es necesario profundizar por cuanto deberían constituir fuentes de aseguramiento para el Plan de la Economía 2017.

Como resultado de lo anterior, la Contraloría General elaboró un diagnóstico preliminar sobre la gestión de los inventarios nacionales donde se identifican deficiencias y errores en la captación de la información suministrada por parte de los Organismos y Entidades sometidos a este examen. También constató que el Decreto 315/2013 “Reglamento para el Tratamiento y Gestión de los Inventarios, en particular de lento movimiento y ociosos”, no está implementado en las entidades visitadas.

Una vez que recibamos el informe final de la Contraloría, los aspectos señalados serán objeto de análisis y se coordinará con los Jefes de Organismos y Entidades implicados, con el objetivo de organizar bien la tarea y hacer un uso eficiente de los inventarios acumulados. Con ese fin se indicó constituir un Grupo de Trabajo Temporal Multidisciplinario para proponer las medidas correspondientes que permitan asegurar, en todo lo que sea posible, que estos inventarios constituyan fuentes del Plan 2017 y años sucesivos.

En la productividad y salario medio, para el 2017 se planifica un crecimiento de la productividad de 6,6%, superior al 3,5% del salario medio.

El Anteproyecto del Presupuesto del Estado año 2017, prevé en los ingresos un crecimiento de mil 525 millones de pesos, fundamentalmente por el impuesto sobre utilidades, el aporte del rendimiento de la inversión estatal del sector empresarial, para el que se planifica una mayor eficiencia y la venta de insumos sin subsidios en la actividad cañera.

Los gastos se incrementan en 6 mil 330 millones de pesos respecto al estimado de 2016.

El déficit fiscal asciende a 11 mil 454 millones de pesos, el 12% del PIB a precios corrientes, que incluye un déficit en la cuenta corriente de 7 mil 330 millones de pesos, asociados a los subsidios por la exportación y sustitución de importaciones, esto es un adelanto a la información que debe brindar la Ministra de Finanzas y Precios.

Consideraciones finales.

En resumen, constituye tarea de primer orden, la atención y exigencia permanente en el cumplimiento de los aspectos siguientes:

  1. a) Profundizar en las estimaciones que se realizan sobre las obligaciones financieras del país, aspecto esencial en el proceso de planificación.
  2. b) Evaluar el impacto de los niveles de créditos planificados en la sostenibilidad de la deuda a corto y mediano plazos.
  3. c) Garantizar el cumplimiento de los ingresos previstos por exportaciones y avanzar en la sustitución de importaciones, elementos claves para incrementar la disponibilidad de divisas del país.
  4. d) Avanzar en la concreción de los proyectos de inversión vinculados a los programas de desarrollo económico del país y agilizar el uso eficiente y a tiempo de las ofertas de financiamiento externo.
  5. e) Incrementar el rigor en el control del uso y destino de los portadores energéticos.
  6. f) Tomar las medidas necesarias para detener la tendencia decreciente de la producción de crudo nacional e invertir la misma.
  7. g) Elaborar un programa de mediano plazo que permita revertir la crítica situación en la industria alimentaria.
  8. h) Evitar los pagos de salarios sin respaldo productivo y mantener estricto seguimiento del equilibrio monetario en el sector de la población.
  9. i) Asegurar las actividades de salud, educación y servicios básicos a la población y de otros organismos cuyos presupuestos no son significativos, pero sí su interacción con la sociedad.
  10. j) Prestar particular atención a los altos inventarios existentes y detener su tendencia creciente, garantizando la máxima utilización en el Plan 2017 y sucesivos.
  11. k) Suprimir los gastos innecesarios en todas las actividades, destacando la atención a los gastos de viajes al exterior y otras partidas que inciden en las restricciones financieras que enfrentamos.

El plan que presentamos hoy a esta Asamblea es tenso y no sin riesgos, con gestiones en marcha aún pendientes de definición, pero estimamos que lo podemos cumplir.

Lo anterior exige de nosotros voluntad, decisión, organización, disciplina y atención priorizada a todos estos asuntos, conducidos personal y directamente por los jefes de los organismos y entidades y con la comprensión y decidido apoyo de las diputadas y diputados de esta Asamblea Nacional. Solo así seremos capaces de crear las condiciones indispensables para cumplir los propósitos del Plan y Presupuesto 2017, y, a la vez, ir estableciendo las bases que permitan comenzar a trabajar de inmediato en el Plan de Desarrollo Económico y Social hasta el año 2030.

Quiero concluir retomando las palabras del General de Ejército en la anterior sesión de esta Asamblea, donde señaló, y cito: “Frente a las dificultades y amenazas no hay espacio para las improvisaciones y mucho menos para el derrotismo. De una situación coyuntural como la que enfrentamos se sale victorioso actuando con mucha energía, ecuanimidad, racionalidad y sensibilidad política, continuar estrechando la coordinación entre el Partido y el Gobierno y sobre todo con mucho optimismo y seguridad en el presente y el futuro de la Revolución”.

Muchas gracias (Aplausos).

 

La exigencia del deber y el control, allí, en cada puesto de trabajo

Intervención de Lina Pedraza, ministra de Finanzas y Precios

(Versiones Taquigráficas – Consejo de Estado)

Compañero General de Ejército Raúl Castro Ruz, Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros;

Compañero Esteban Lazo Hernández, Presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular;

Compañeras diputadas, diputados e invitados:

Con el pensamiento puesto en nuestro invicto Comandante en Jefe, Fidel Castro Ruz, y el firme compromiso de asumir en nuestro actuar el concepto de Revolución que nos legara, procederé a presentarles la información que sustenta el Anteproyecto de Presupuesto del Estado para el año 2017.

En el Sexto Período Ordinario de la VIII Legislatura, fue aprobada la Ley No. 120 del Presupuesto del Estado para el actual ejercicio fiscal, cuya liquidación tendrá un análisis particular luego de su cierre contable, en la sesión correspondiente de la Asamblea Nacional, por lo que será breve la reseña del estimado de cierre.

Los ingresos se cumplen al 97%. Si bien es cierta la necesidad de perfeccionar las bases de su planificación, han superado lo previsto el Impuesto sobre Utilidades, por mayor eficiencia económica empresarial, el Impuesto sobre los Servicios, y el Impuesto sobre Ingresos Personales.

Los incumplimientos se presentan en los ingresos externos, los que crearon tensiones financieras que el ministerio administró durante el año.

De conjunto con la Central de Trabajadores de Cuba y el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, se desarrolló la preparación de las empresas y de los trabajadores para garantizar la implementación del Impuesto sobre los Ingresos Personales y la Contribución Especial a la Seguridad Social en el sistema empresarial, iniciado en octubre, lográndose en general su comprensión y apoyo, dada la justeza de la política aprobada, al canalizar por esa vía su participación en el financiamiento de los gastos presupuestarios.

La Contribución a la Seguridad Social financió el 81% de los gastos que requirió ejecutar, con lo que se obtienen mayores potencialidades para enfrentar las actuales y futuras demandas de financiamiento derivadas de nuestra dinámica demográfica.

Aunque las multas aplicadas por contravenciones e infracciones representan menos del 1% del total de ingresos al Presupuesto del Estado, su cobro es de vital importancia, en tanto expresan el enfrentamiento a indisciplinas sociales y a la impunidad. Se ha trabajado, de conjunto con la Policía Nacional Revolucionaria y los gobiernos locales, en elevar la capacidad de cobro, actuando sobre los deudores multirreincidentes y las personas de difícil localización, con resultados alentadores, aunque incipientes. En este sentido, los Consejos de la Administración municipales tienen un reto. Igualmente se organizó el trabajo conjunto dirigido a los evasores de las obligaciones tributarias.

El Presupuesto respaldó las demandas para los gastos de la recuperación del huracán Matthews y los subsidios a los damnificados, expresados en la Decisión del Gobierno Revolucionario de apoyar financieramente la reparación de viviendas, mediante el subsidio del 50% del precio de los materiales de construcción, así como medidas dirigidas a la disminución de los precios de productos alimenticios y de aseo durante tres meses y otros beneficios fiscales que les fueron otorgados.

En el control no es visible un avance, se continúan detectando violaciones relacionadas con la falta de análisis de las ejecuciones de los presupuestos en los Consejos de Dirección, incorrecto método de planificación, insuficientes análisis de los estados financieros, riesgos en las tesorerías que limitan la detección oportuna de errores y propuestas de acciones que contribuyan a perfeccionar la gestión administrativa.

Los resultados que se estiman, reflejan los impactos del desempeño de la economía en el año 2016, expresados en la disponibilidad de divisas para dar mayor cobertura a la producción material, bajos rendimientos agrícolas e industriales, insuficiencias y deficiencias de carácter organizativo, entre otras causas. En lo anterior ha incidido también la compleja situación económica internacional derivada, entre otros factores, de la ya permanente crisis del sistema capitalista y los nocivos efectos del bloqueo en todos los órdenes que aplica sistemáticamente el gobierno de Estados Unidos a nuestro país.

Las cifras estimadas a esta fecha enmarcan el resultado del Presupuesto del año 2016 en los límites aprobados en la Ley No.120.

Compañeras diputadas y diputados:

La elaboración del Presupuesto del Estado para el año 2017 ha demandado un dinámico proceso de consultas con los órganos, organismos y organizaciones superiores de dirección empresarial, en correspondencia con las etapas y variantes evaluadas en el Plan de la Economía.

Por los ingresos, contiene, entre otras, la aplicación de las siguientes nuevas medidas:

Reducción del Impuesto por la Utilización de la Fuerza de Trabajo, para disminuir gastos en el sector empresarial y presupuestado, según lo previsto en la Ley del Sistema Tributario.

Los gobiernos locales dispondrán del 50% de los aportes por la Contribución Territorial para el Desarrollo Local, en adición a su presupuesto para financiar proyectos fuera del plan.

Los Consejos de la Administración provinciales podrán captar hasta el 10% de los ingresos obtenidos por este tributo, en los municipios que determinen, para equilibrar recursos en otros que reciben menores ingresos por este concepto.

Las empresas estatales continuarán reteniendo hasta el 50% de las utilidades después de impuestos, con el objetivo de disponer de fuentes financieras que respalden su desarrollo, la estimulación económica de sus trabajadores y otros destinos autorizados. No está previsto aprobar porcentajes mayores, dada la demanda de ingresos que presenta el Presupuesto para toda la sociedad.

Se refuerzan y amplían las acciones conjuntas con la Dirección General de la Policía Nacional Revolucionaria para el enfrentamiento a los que incumplen el pago de multas y deudores de impuestos, trabajo dirigido a combatir la impunidad, como antes expresamos.

Se aplican también en la operatoria de varios tributos, para hacerlas más expeditas, simplificar tareas en áreas económicas y reducir vulnerabilidades.

Como hemos explicado en ocasiones anteriores, aún existen reservas potenciales de ingresos a captar no identificadas plenamente, por lo que se precisa incrementar las acciones para su determinación, entre ellas las deudas tributarias en el sector empresarial y los problemas financieros que este debe resolver para cumplir sus obligaciones con el fisco, así como la actualización permanente y diferenciada de la capacidad de aporte de las formas de gestión no estatales, que aseguren adecuadas cuotas mensuales, tal como establece la Ley.

Todo ingreso importa, con independencia de su cuantía, y nos involucra a todos, desde nuestros puestos de trabajo, a propiciar análisis profundos de su cumplimiento. La salud de nuestro pueblo, su educación, su desarrollo cultural, deportivo, la atención a nuestros abuelos, la defensa de la patria socialista y el orden interior, por solo citar algunas razones, lo justifican con creces.

Los gastos totales que se proyectan en un crecimiento del 11% respecto al estimado de ejecución del presente ejercicio fiscal, se ven motivados fundamentalmente por el crecimiento en producciones que sustituyen importaciones —tal como se ha explicado previamente por el vicepresidente, compañero Cabrisas, que me ha precedido— y en las inversiones, en correspondencia con el Plan de la Economía.

Como hemos explicado y debatido en las Comisiones de la Asamblea, el crecimiento en un 26% del gasto por sustitución de importaciones, respecto a los estimados de ejecución del actual año, genera un ahorro significativo de divisas al país; además, respalda la producción nacional, lo que asegura empleo e ingresos paulatinamente estimulantes a nuestra masa trabajadora, tanto agropecuaria como industrial, y no puede ser diferente en un sistema social en el que su centro es justamente el hombre, y el trabajo creador, la vía para hacer coincidir los intereses individuales con los colectivos.

El incremento de las inversiones, que asciende a un 49%, asegura la continuidad o inicio de importantes obras de infraestructura hidráulica, viales, de saneamiento, ferroviarias, viviendas, entre otras muchas, en consideración a los recursos que hoy el país puede destinar para su desarrollo, dado el escenario favorable que con su prestigio y transparencia ha ganado.

Se garantizan los servicios sociales, fundamentalmente en salud, asistencia social y educación, que representan el 51% de los gastos corrientes de la actividad presupuestada, los que, en general, son similares al estimado para el año 2016.

Crecen los gastos por las prestaciones de la Seguridad Social debido al incremento de las pensiones por jubilación, lo cual se financia, en parte, con el aumento de la Contribución a la Seguridad Social. Se mantiene la tendencia decreciente de la participación del Presupuesto del Estado en la financiación de este gasto, lo cual es positivo y cumple lo aprobado al respecto desde el 6to. Congreso del Partido y ratificado en el 7mo. Congreso.

Mediante la asistencia social se prevé el financiamiento de los planes destinados a lograr una mayor vitalidad y mejoramiento de los servicios que se prestan en los hogares de ancianos y casas de abuelos, en el contexto de las políticas aprobadas para enfrentar el envejecimiento poblacional.

De igual forma, a partir de la recaudación del Impuesto sobre las Ventas de materiales de la construcción, se continuarán otorgando los subsidios para emprender acciones constructivas en viviendas, requiriéndose que los Consejos de la Administración municipales agilicen la tramitación y aprobación de estos subsidios, evitando la inmovilización de recursos monetarios.

El Proyecto de Presupuesto contiene el financiamiento de los gastos derivados de la higienización y eliminación de vectores, ante la presencia de eventos epidemiológicos, lo que seguirá demandando ingentes esfuerzos para lograr la adecuada protección de nuestro pueblo, y la movilización de todas las reservas populares que den sostenibilidad a los esfuerzos del país. Esta es una tarea de todos.

Los Presupuestos Locales proyectan en conjunto un resultado positivo, al obtener un superávit, aun cuando cuatro provincias planifican déficits.

En el próximo año, las demandas presupuestarias respaldarán la continuidad del financiamiento de los gastos derivados de la recuperación de los daños ocasionados por el huracán Matthew en los territorios afectados, haciendo realidad la política establecida de que ante eventos de esta naturaleza nadie quedará desamparado.

En los gastos existen reservas que pueden incidir en su reducción; nos referimos a la adecuada gestión de los inventarios, que hoy son excesivos, y ahorrar en las compras; discutir, negociar, trabajar con rigor todas las contrataciones para lograr precios justos; exigir fichas de costos y revisarlas. Me refiero a que tanto el sector presupuestado como el empresarial deben propiciar en sus colectivos el análisis detallado de los gastos, cuánto se ha pagado y a quién se ha hecho.

Todos tenemos el deber de ser celosos con los recursos que el Estado pone en nuestras manos para el gasto diario o para acometer el desarrollo del futuro del país.

Estimadas compañeras y compañeros:

El Proyecto de Presupuesto puesto a su consideración muestra un resultado deficitario en el entorno de los 11 500 millones de pesos y del 12% del Producto Interno Bruto. Como hemos explicado, ese déficit tiene un respaldo importante en el incremento de producciones e inversiones, además de asegurar niveles similares al actual año en la esfera social.

Se ha previsto cubrirlo mediante emisión de Bonos Soberanos que adquiere el Sistema Bancario Nacional, junto a otros compromisos financieros a ejecutar en el año 2017, que no sobrepasan los 2 740 millones de pesos debidamente detallados en el documento circulado.

Diputadas y Diputados:

Estamos iniciando un año de grandes retos, pero nos impulsa el reciente clamor de un pueblo a lo largo de todo el país.

El Proyecto de Ley del Presupuesto del Estado que sometemos a su consideración, contiene los recursos financieros que razonablemente podrán ser captados, de acuerdo con las condiciones en que operará la economía, asegurando con ello la sostenibilidad financiera de las políticas aprobadas y el mantenimiento de los servicios sociales que constituyen preciados logros de la Revolución, el respaldo a procesos productivos, las inversiones y el cumplimiento de los compromisos financieros.

Los sentimientos tienen diversas vías para expresarse en acciones concretas, como son la exigencia del deber y el control, allí, en cada puesto de trabajo, con el poder que tiene un colectivo y con la fuerza y autoridad que nos da luchar por nuestra Patria desde la más humilde trinchera.

Muchas gracias (Aplausos).

 

Garantía para las políticas públicas que se aplican en la actualización del modelo económico

(Dictamen de las comisiones de Asuntos Económicos y Asuntos Constitucionales y Jurídicos sobre el informe del Proyecto de Ley del Presupuesto 2017, leído por Armando Manuel Utrera Caballero, vicepresidente de la Comisión de Asuntos Económicos, en la Asamblea Nacional, el 27 de diciembre de 2016)

Las comisiones de Asuntos Económicos y Asuntos Constitucionales y Jurídicos, luego de escuchar y debatir las informaciones de los Ministerios de Economía y Planificación y de Finanzas y Precios, así como del estudio del proyecto de Ley del Presupuesto del Estado para el año 2017, emiten el Dictamen siguiente:

El proyecto que se presenta, expresa los avances programados en el proceso de perfeccionamiento del Sistema de Administración Financiera del Estado en correspondencia con el pronunciamiento de esta Asamblea Nacional, el mismo está compatibilizado con los niveles de actividad planteados en el Plan de la economía y garantiza la sostenibilidad de las políticas públicas que se aplican en la actualización del modelo económico. Se planifica a partir del incremento de la eficiencia empresarial, en el uso de los inventarios como fuentes del plan y su mayor control y gestión.

En cuanto a los ingresos tributarios, se reducen los aportes por concepto de impuesto de la utilización de la Fuerza de Trabajo en el que se aplicará el 5 por ciento sobre el salario devengado, con el objetivo de disminuir la carga fiscal en el sector empresarial.

Los gobiernos locales podrán disponer del 50 por ciento de los aportes por la contribución territorial para el desarrollo local por encima del presupuesto notificado, para financiar gastos del desarrollo económico y social del territorio. Se faculta a los Consejos de la Administración Provincial a captar hasta el 10 por ciento de los ingresos adicionales que se obtengan por este tributo, en los municipios que se determinen, con el propósito de beneficiar a los que reciben menores ingresos por este concepto.

Las empresas estatales priorizan los recursos necesarios para su desarrollo y la creación de reservas autorizadas a partir de la retención de hasta el 50 por ciento de la utilidad después de impuestos. No se aprobarán niveles superiores de retención, por la necesidad de mantener los ingresos al presupuesto.

Se refuerzan y se amplían las acciones conjuntas para el enfrentamiento a los que contravienen la ley, evadiendo el pago de multas y de impuestos, con el objetivo de combatir la impunidad.

El ingreso que se capta por el Impuesto sobre la Venta de materiales de la construcción para subsidiar a personas naturales que así lo requieran, con el propósito de ejecutar acciones constructivas en sus viviendas, se cede a los presupuestos provinciales, posibilitando mayor inmediatez en la disposición de los recursos, lo que requerirá mayor exigencia en la gestión y el control del proceso por los gobiernos locales.

Los gastos corrientes de la actividad presupuestada se planifican en niveles similares al ejecutado en el 2016, sustentando las conquistas alcanzadas en los servicios sociales, fundamentalmente en Salud, Educación y Asistencia Social, que representan el 51 por ciento de éstos. Crecen los gastos por las prestaciones de la Seguridad Social en correspondencia con el incremento de las personas en edad de jubilación. Los ingresos financian el 86% de los gastos de este presupuesto.

Los financiamientos al sector empresarial aumentan, en especial los subsidios que respaldan exportaciones y sustitución de importaciones. El presupuesto considera el financiamiento de las inversiones materiales previstas en el Plan de la Economía, entre las que se encuentran el programa de viviendas y obras de infraestructura y desarrollo, que incluye la continuidad de la recuperación de los daños causados por el huracán Matthew.

Asimismo, se planifican reservas en niveles similares al año precedente.

El presupuesto en análisis, proyecta ingresos netos por 52 mil 357 millones de pesos, creciendo un 3 por ciento con respecto al estimado del 2016.

Los ingresos tributarios se proponen crecer un 4,5 por ciento, constituyendo la fuente principal de los ingresos al presupuesto.

Los gastos del presupuesto se proyectan en 63 mil 811 millones de pesos, para un crecimiento del 11 por ciento.

Los ingresos y gastos corrientes se equilibran, excepto los gastos destinados a los subsidios de producciones que sustituyen importaciones y generan exportaciones, que en condiciones de dualidad monetaria y cambiaria, no se considera desfavorable por estar respaldado productivamente y que constituyen ahorros netos de divisas al país.

Como resultado del balance de ingresos y gastos, el déficit fiscal proyectado de 11 mil 453 millones 900 mil pesos, representa el 12 por ciento del PIB a precios corrientes. A este déficit se le agregan 2 mil 739 millones 100 mil pesos, fundamentalmente por amortización de la deuda pública con vencimiento en el 2017, que genera una demanda financiera máxima de 14 mil 193 millones de pesos.

Para lograr un equilibrio monetario financiero en el segmento de la población en un rango adecuado, es imprescindible evitar pagos sin respaldos productivos reales y sostener una adecuada relación con la disponibilidad de bienes y servicios destinados al consumo.

Deberá prestarse por todos los niveles de dirección, una atención especial a las reservas de eficiencia que potencialmente contienen el Plan y el Presupuesto, entre las que se encuentran:

  • Fomentar las producciones de bienes y servicios con destino a la exportación, gestionar eficientemente su cobro y avanzar en la sustitución de importaciones, elementos claves para incrementar la disponibilidad de divisas del país.
  • Impulsar los programas de desarrollo local para resolver necesidades territoriales.
  • Perfeccionar el uso y control de los inventarios, aspecto en el que se denotan deficiencias en su gestión con una tendencia creciente a su acumulación.
  • Controlar el consumo de los combustibles para garantizar su utilización en respaldo de los niveles de actividad de la economía.
  • Avanzar en la concreción de los proyectos de inversión vinculados a los programas de desarrollo económico del país y agilizar el uso eficiente de las ofertas de financiamiento externo.
  • Ejercer el control sistemático de la ejecución del plan de inversiones con el propósito de evitar inmovilizaciones de recursos por este concepto.
  • Aplicar los resultados de la ciencia y la técnica en función del desarrollo.

Se precisa continuar trabajando en el perfeccionamiento y cambio de la matriz energética y uso de la energía renovable.

Ambas comisiones consideran que, aun cuando el proyecto de Presupuesto del Estado que se presenta a esta Asamblea Nacional, materializa una evolución en la aplicación de los instrumentos y control de las finanzas públicas, se debe continuar trabajando en su perfeccionamiento y consolidación.

Los recursos presupuestarios asociados a la atención de los planteamientos de la población, requieren un monitoreo diferenciado, velando por su ejecución e impacto en su nivel de satisfacción, lo que deberá convertirse en una prioridad.

Los resultados que se planifican para el año, no se lograrán de forma espontánea, requieren de un esfuerzo de todos los actores de la economía, para lo cual están creadas las condiciones, siendo necesario potenciar al máximo las reservas internas existentes, aspectos no siempre logrados en la ejecución del Plan y el Presupuesto.

En un escenario complejo como el presente, solo en el socialismo, es posible destinar cuantiosos recursos para sostener una política social inclusiva, consolidar las conquistas alcanzadas y avanzar en la conformación del Plan Nacional de Desarrollo Económico y Social hasta el 2030.

Para disfrutar de los beneficios de la salud, la educación, la cultura, el deporte, la seguridad social, el incremento de los ingresos personales y la satisfacción de necesidades, es imprescindible hacer sostenible la economía mediante el incremento de los ingresos, la eficiencia, el ahorro y un mayor control.

Por todo lo antes expuesto recomendamos:

  • Que los Ministerios de la Agricultura y de la Industria Alimentaria, de conjunto con sus Organizaciones Superiores de Dirección Empresarial, informen a la Comisión de Asuntos Económicos, el resultado de su gestión en la producción de alimentos que permita sustituir importaciones e incrementar la oferta a la población y a la economía a partir del respaldo al programa alimentario asegurado en el Presupuesto y en el Plan de la Economía.
  • Que el Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos y el Ministerio de Transporte, que concentran las inversiones materiales que financia el Presupuesto, informen a la Comisión de Asuntos Económicos, los resultados de estos programas. El resto de las comisiones permanentes, exigirán que los organismos correspondientes rindan información acerca de los avances en la preparación y ejecución de los proyectos de inversión vinculados a los programas de desarrollo económico del país.
  • Que las comisiones permanentes de la Asamblea Nacional fiscalicen y controlen cómo los órganos, organismos y entidades cumplen los compromisos para el 2017, con el uso eficiente de los recursos materiales y financieros que se respaldan en el Plan y Presupuesto, de los cuales informarán de su gestión al finalizar cada trimestre, entre los que destacan: el cumplimiento de los ingresos por exportaciones, las producciones con destino a la sustitución de importaciones, el control y uso racional de los portadores energéticos, la gestión de inventarios, así como la ejecución eficiente de las inversiones.
  • Que el Ministerio de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera y los organismos participantes, revisen y adecuen los procedimientos establecidos para la tramitación efectiva de los procesos de inversión, en especial la inversión extranjera, informando su resultado a la Comisión de Asuntos Económicos en las actividades previas al próximo Período Ordinario de Sesiones de la Asamblea Nacional.
  • Que el Ministerio de Comercio Interior conduzca un proceso de evaluación de la eficacia en la gestión de los inventarios, de lo cual informará a la Comisión de Asuntos Económicos en las actividades previas al próximo Período Ordinario de Sesiones de la Asamblea Nacional.
  • Que los organismos globales de la economía, de conjunto con los Consejos de la Administración Provinciales correspondientes, continúen dando especial atención a las acciones que se realizan para propiciar el completamiento y estabilidad de los recursos humanos en las direcciones globales de esos territorios.

Teniendo en cuenta todo lo anteriormente expresado, la Comisión de Asuntos Económicos, con la participación del resto de las comisiones permanentes de trabajo de la Asamblea Nacional ejecutará la fiscalización, control y el análisis permanente de la Ley del Presupuesto del Estado para el año 2017.

Finalmente, las comisiones de Asuntos Económicos y Asuntos Constitucionales y Jurídicos proponen a la Asamblea Nacional aprobar la Ley del Presupuesto del Estado para el año 2017 que se ha puesto a nuestra consideración.

Comisiones de Asuntos Económicos y de Asuntos Constitucionales y Jurídicos.

27 de diciembre de 2016.

 

VIII Periodo de Sesiones de la Asamblea Nacional: homenaje a Fidel y análisis de la economía

Al concluir la proyección en la sala de una semblanza audiovisual, el presidente de la Asamblea Nacional, Esteban Lazo Hernández, refirió a los diputados y diputadas lo difícil que resultaría observar un minuto de silencio en memoria de Fidel Castro Ruz, diputado desde la constitución de la Asamblea Nacional del Poder Popular en 1976 por el municipio Santiago de Cuba.

“Es por ello que pido a los diputados, que más que observar un minuto de silencio, hagamos nuestro  el concepto “Revolución”, expresado por el Líder Máximo de la Revolución Cubana, el Primero de mayo del año 2000”, señaló.

Seguidamente dio la palabra al ministro de Economía, Ricardo Cabrisas, quien informó sobre los resultados económicos del año 2016 y la propuesta de Plan para el año 2017, e indicó que la situación exige a todos dinamizar las actividades y elaborar proyectos de inversiones a fin de lograr que aumente la inversión extranjera  para el próximo año.

La diputada Lina Pedraza, ministra de Finanzas y Precios, al presentar el Proyecto de Ley del Presupuesto del Estado para el siguiente año, alegó que ¨los ingresos se cumplen al 97 por ciento; si bien es cierta la necesidad de perfeccionar las bases de su planificación, han superado lo previsto el Impuesto sobre Utilidades, por mayor eficiencia económica empresarial, el Impuesto sobre los Servicios, y el Impuesto sobre Ingresos Personales¨.

¨La Contribución a la Seguridad Social financió el 81 por ciento de los gastos, con lo que se obtienen mayores potencialidades para enfrentar las actuales y futuras demandas del financiamiento derivadas de nuestra dinámica demográfica. ¨

Al respecto, más adelante se presentó el dictamen elaborado por las Comisiones de Asuntos Constitucionales y Jurídicos y la de Asuntos Económicos, en el que se propuso a los diputados aprobar la Ley del Presupuesto del Estado para 2017.

Los diputados debatieron sobre los documentos presentados en el plenario y que se relacionan directamente con la vida económica del país.

Por su parte, el diputado Alfredo López Valdés, también ministro de Energía y Minas,  dijo que hay que trabajar con más eficacia para lograr los objetivos propuestos; se refirió además al ámbito de las energías renovables, y dijo que aunque existe un trabajo adelantado en este sentido hay que continuar concretándolo.

Lazo afirmó que los colectivos laborales, los presidentes de Consejos Populares y los delegados tienen un papel protagónico en el enfrentamiento al delito.

Mientras, el diputado Agustín Lage se refirió a la inclusión de los gastos de la ciencia y la técnica en los informes de los presupuestos anuales, pues, aunque reconoce que están implícitos según los debates anteriores, estos deben precisarse más en estos documentos, y sugirió que debe incluirse un análisis del tema cuando se confecciona el Plan de la Economía.

Al finalizar el debate se sometió a votación, resultando aprobado por unanimidad.

Los parlamentarios conocieron la propuesta de un nuevo miembro del Consejo de Estado por parte de Ermela García Santiago, presidenta de la Comisión Nacional de Candidatura, y seguidamente se procedió a la votación directa y secreta.

En la sesión vespertina del Octavo Período de Sesiones de la Asamblea Nacional del Poder Popular, se anunció la elección, con el 100% de los votos, de  Suselys Morfa González, como nueva miembro del Consejo de Estado.

Homero Acosta, secretario del Consejo de Estado, presentó ante el plenario el Proyecto de Ley sobre el uso del nombre y figura del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, y a continuación José Luis Toledo Santander, presidente de la Comisión de Asuntos Constitucionales y Jurídicos, leyó el dictamen sobre el proyecto presentado en el que se recomendaba a los diputados la aprobación de la propuesta. (vea también la Fundamentación de la Ley)

Antes de ser aprobada la Ley, varios legisladores se manifestaron sobre el contenido del proyecto, entre ellos el diputado Eusebio Leal, quien respaldó el deseo de Fidel. “Cumplamos la voluntad de un vivo, no de un muerto”, dijo y resumió el deseo del Comandante en Jefe como No me rindan culto de palabras, ríndanme culto de obras.

La diputada Jennifer Bello, por su parte, señaló que “ahora dispondremos de un instrumento legal para respetar su voluntad, nuestro mayor homenaje debe ser mantener viva su obra, la obra de la revolución”.

Irma Shelton consideró la urgencia de crear un Centro que recopile el legado de Fidel donde se las futuras generaciones puedan encontrar  sus documentos, reflexiones y legado.

También expresaron su sentir, apoyando el documento presentado,  los diputados Ania María Aparicio, Ena Elsa Velázquez, Miguel Barnet y Yoerky Sánchez.

Finalmente quedó aprobada por unanimidad la ley sobre el Uso del nombre y figura del Comandante en Jefe.

En otro punto de la agenda de la Asamblea Nacional, Leonardo Andollo, vicejefe de la Comisión de Implementación y Desarrollo de los Lineamientos del VII Congreso del Partido, se refirió al experimento en las nuevas provincias de Artemisa y Mayabeque, e  hizo referencia a los resultados, que aunque con deficiencias, muestran resultados positivos, pero su extensión requiere más tiempo para evaluar los errores y corregirlos.

El acuerdo, posibilita la separación de las direcciones de las Asamblea del Poder Popular en provincias y municipios, que según la Constitución deben ser asumidas por una misma persona en ambas instancias.

A propósito, Toledo Santander, presidente de la Comisión de Asuntos Constitucionales y Jurídicos,  recomendó aprobar el proyecto de acuerdo para extender el plazo hasta el final de la actual Legislatura, lo cual fue aprobado por los parlamentarios.

Se acordó, a continuación denominar al 2017 como “Año 59 de la Revolución”.

Por último, el General de Ejército Raúl Castro Ruz clausuró el Octavo Período de Sesiones, con un discurso en el que destacó el legado histórico del líder de la Revolución Cubana, enfatizando que “el mejor monumento a sus ideales es hacer realidad cada día los postulados contenidos en su brillante definición del concepto Revolución, que hizo público el 1 de mayo de 2000”.

“Fidel se marchó invicto, -señaló el Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, al final de sus palabras-, pero su espíritu de lucha permanecerá en la conciencia de todos los revolucionarios cubanos, de hoy, de mañana, y de siempre, y así lo demostraremos en la revista militar del 2 de enero, en el aniversario de la heroica sublevación de Santiago de Cuba, del desembarco del Granma, en homenaje al Comandante en Jefe de la Revolución cubana y de nuestra juventud”.

Fotos: Jorge Luis Beker



Inicia la Asamblea Nacional Octavo Período Ordinario de Sesiones de la VIII Legislatura

Con la participación del presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, General de Ejército Raúl Castro Ruz, inició el Octavo Período Ordinario de Sesiones de la VIII Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular.

Foto: Jorge Luis Beker

Al inicio fueron presentados los nueve diputados electos recientemente para ocupar plazas vacantes.

Foto: Jorge Luis Beker

Posteriormente, se aprobó el orden del día y a continuación se rindió tributo al líder histórico de la Revolución Cubana, Fidel Castro, con la proyección de un documental. En este punto, el presidente del parlamento, Esteban Lazo, llamó a las diputadas y los diputados a hacer suyo el concepto de Revolución pronunciado por Fidel el 1ro de mayo del 2000 y que se ha convertido en guía para el pueblo cubano.

Fotos: Jorge Luis Beker


Nuevos diputados toman posesión como miembros de la Asamblea Nacional

Con la presencia de Esteban Lazo Hernández, presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular (ANPP), tomaron posesión los nueve diputados electos por los municipios donde existían plazas vacantes.

Los diputados firmaron el juramento que los acredita como tal ante Ana María Mari Machado y Miriam Brito Sarroca, vicepresidenta y secretaria de la ANPP respectivamente;  Homero Acosta Álvarez, secretario del Consejo de Estado; Antonio Hernández López, funcionario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba y Ermela García Santiago, presidenta de la Comisión Nacional de Candidatura.

Los nuevos integrantes del Parlamento Cubano fueron presentados hoy en el Octavo Período de Sesiones de la VIII Legislatura. Ellos son:

  Julio César García García, electo por el municipio de Batabanó, provincia de Mayabeque.

Wilmer Guevara Frómeta, electo por el municipo de Contramaestre, en la provincia de Santiago. de Cuba.

  Yunior Rodríguez Ortiz, electo por el municipio de Holguín, en la provincia del mismo nombre.

  Isis Neisy Ramos Acevedo, electa por el municipio de Cabaiguán, provincia de Sancti Spíritus.

  Adolfo Arnaldo Rodríguez Nodals, electo por el municipio de Sagua la Grande, en Villa Clara.

  Suselys Morfa González, electa por el municipio Diez de Octubre, provincia de La Habana.

  Félix Julio Alfonso López, electo por la Habana Vieja, provincia de La Habana.

  Leonardo Valdés Almenares, electo por el municipio de Bauta, provincia de Artemisa.

  Teresa Valentina Martínez Mendaro, por el municipio de San Antonio de los Baños, provincia de   Artemisa.

Fotos: Jorge Luis Beker

 


Convocatoria

A los efectos de celebrar el VIII Período de Sesiones de la VIII Legislatura, el presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular, Dip. Esteban lazo Hernández, ha convocado para el día 27 de diciembre de 2016, en el Palacio de Convenciones de La Habana.


JUAN ESTEBAN LAZO HERNÁNDEZ, Presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular.

En uso de las atribuciones que me están conferidas en la Constitución de la República en su Artículo 81, inciso b),

CONVOCO

Para el día 27 de diciembre del año en curso, a las 9:00 a.m., en el Palacio de  Convenciones, a los efectos de celebrar el Octavo Período Ordinario de Sesiones de la Octava Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular.

Circúlese a las diputadas y diputados de la Asamblea Nacional del Poder Popular, así como entre los órganos y organismos estatales, según proceda, y publíquese en la Gaceta Oficial de la República, para general conocimiento.

DADA, en la ciudad de La Habana, el 7 de diciembre del dos mil dieciséis. “Año 58 de la Revolución”.



 

 


VIII Legislatura

Asamblea Nacional del Poder Popular

Dirección: Calle 42 #2308 entre 23 y 25, CP: 10400 Playa, La Habana, Cuba. Teléfono: 7 203 6445 - 49